lunes, 21 de enero de 2013

Razones por las que Amy Pond me resulta indiferente


Lo que tiene Amy Pond es mucha tontería metía *inserta acento murciano* en el cuerpo. Tras haber tenido la suerte de ser la companion del Doctor Who moderno que más tiempo ha tenido en pantalla (nada más y nada menos que dos temporadas y media) nuestra particular chica Pond sigue sin convencerme para nada. Es preciosa y tiene un pelo maravilloso, para qué negarlo, pero como personaje es un fracaso creativo. Mi compañera Lya hizo hace tiempo una lista de razones por las que no le gusta Martha Jones y, siguiendo su estela, voy a daros motivos por lo que esta chiquilla no me gusta nada. ¡Peligro, spoilers!

1) No sabemos nada importante sobre ella. ¿Quién es Amy Pond? Amy Who? De pequeña era una adolescente que se disfrazaba de profesiones exóticas e iba a fiestas en plan stripper o algo sí. Luego descubrimos que se hizo modelo. Luego, qué fue, ¿periodista? ¿Hola? Queda muy guay que sea todas esas cosas, pero apenas conocemos sus motivaciones, los ideales que la llevaron por esos senderos vitales. De esta forma es imposible conectar con ella.

2) Desarrollo psicológico cero. Después de todas las cosas que le han pasado, de todas las segundas realidades alternativas que ha vivido, Amy sigue siendo tan Amy como siempre. Todas las compañeras del Doctor cambian, normalmente para mejor, tras estar con él. Pero ella... no hay más que recordar el 7x05 "The Angels take Manhattan". ¿Realmente qué cambios podíamos percibir en ella? Yo os lo diré. de . Incluso se supone que es estéril y no puede tener más chamaquitos, pero ya ves tú cómo la afecta...

3) Family Who? Punto relacionado con el primero porque, al igual que no la conocemos a ella, tampoco conocemos su infancia, sus diferentes etapas vitales, sus seres queridos. En un principio creció con su tía, pero luego en el final de la quinta temporada salieron sus padres de... algún sitio y se unieron a la fiesta. Es decir, en teoría su vida se reescribió y creció con ellos. A ultra velocidad. ¿Y su tía qué, se va al cubo de la basura? Además, es un planteamiento ridículo. Si sus padres hubieran estado el Doctor no habría conocido a Amelia en el 5x01 "The Eleventh Hour" porque no habría estado sola, y sus padres le habrían echado tomándolo por un pedófilo escapado del manicomio o algo así. Y luego sus padres/tía/whatever se pierden, no regresan en ningún punto de la historia. Amy no tiene vida. No tiene pueblo, no tiene recuerdos que la hagan sólida como personaje.


4) Aburre a los muertos. Que sí, que es muy guapa, pero también muy sosa. Incluso Martha era más divertida e ingeniosa. Incluso Martha, por favor, que esto es grave.

5) Egocéntrica. Tiene delito escribirle un carta a tu mejor amigo (el sentimiento no es recíproco, la mejor amiga del Doctor es Donna) en "The Angels take Manhattan" y decirle cosas tipo "a veces pienso en ti. Sí, como lo oyes, a veces. Los días que me baja la regla, que me pongo nostálgica." O cosas tipo "y, oye, ve al jardín de mi casa cuando era una niñita adorable y te estaba esperando, y dile a Amelia que algún día vendrá un señor a llevarla a luchar contra los piratas y tal." Venga ya. Dejas a tu mejor amigo SOLO, DESTROZADO, y todo lo que tienes que decirle se resume en una cara de una hoja hablando de ti y repitiendo la cantinela de que eras una niña muy mona. Pff.

6) Se inventa sus habilidades. Amy es tan plana que tiene que inventarse cualidades para ella. Ahora de repente sé blandir una espada y luchar contra los piratas, wii. Ahora toco botones mágicamente y lo soluciono todo, porque lo aprendí del Doctor. Wii. Cuanta tontá.

¡Hasta siempre, Amy Pond! XOXO

13 comentarios:

  1. BRAVO, BRAVO, BRAVO DRO!!!!!!!!!!! *aplaude internamente porque externamente está mi padre en la habitación y quedaría extraño*
    PEDAZO de artículo con más razón que un santo, GRACIAS por expresar en palabras todos esos pensamientos inconexos que tenía al respecto de Amy y que no acababan de tomar forma. En mi opinión, ella es la companion más floja de todas fundamentalmente porque no tiene peso psicológico y es una egocéntrica (sólo hay que ver The Girl Who Waited -aunque ahí a veces ganaba puntos-, con tanto "te he esperado 30 años y no has venido, pues ahora me he enfado y dejo a mi marido que me ha esperado 2000 años sin quejarse bla bla bla" VENGA YA!).

    ResponderEliminar
  2. Esto hay que traducirlo y enviárselo a Moffat, POR FAVORRRRRRRRRRRRR!!! CUÁNTA RAZÓN!! Amy es muy mona, pero hijademivida cosa más sosa no se ha visto en la vida... aaargh...

    ResponderEliminar
  3. Yo también te aplaudo y estoy de acuerdo.

    Aunque yo soy más simple quizá, un poco de desarrollo del personaje no habría venido mal, es cierto pero para mí que a la Pond le faltaba brío. No sé, estás con el Doctor, mueve el trasero mujer por los dioses en lugar de estar posando todo el tiempo porque eres muy mona.

    Y todo eso XD

    ResponderEliminar
  4. Pero cuanta envidia femenina (la peor que hay xD) que veo por aquí...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ché, de envidia nada. Me parece la companion más guapa, un bellezón, pero si es sosa, es sosa. Jenna es ideal también y no nos oirás decir estas cosas de ella, porque es completamente diferente. xD

      Eliminar
  5. Hasta Rory tenía más personalodad que ella!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rory es enorme, salvaba la companion party de la 5ª y 6ª temporada.

      Eliminar
  6. Como para gustos los colores yo difiero de esta opinión. Aún así el análisis que haces del personaje de Amy me resulta interesante. Si no te importa voy a darte mi punto de vista sobre los puntos que has expuesto. Aunque te aviso de que seguramente me enrollaré y saldrá más largo de lo que me gustaría, así que tal vez tendré que publicarlo en dos o tres partes. Allá voy:

    Punto 1) Yo interpreté que Amy se dedicó a "jugar" un poco con su vida, una vida que no le gustaba del todo, que le resultaba insustancial, pero a la que intentaba adaptarse mientras soñaba con su doctor Who. Amy era una niña que se sentía sola, sin padres, con una tía que apenas le dedicaba tiempo, con una grieta en su pared que le daba miedo, y de pronto un día conoció a un hombre estrafalario que prometió volver a por ella en 5 minutos y tardó... la friolera de 12 años. Durante ese tiempo Amy se hizo novia de un chico por inercia, iba a casarse con él también por inercia, se disfrazaba de cosas exóticas (quizás porque ella misma se sentía un poco exótica, y para todo el mundo lo era, era el bicho raro que se empeñaba en defender la existencia de un amigo imaginario), se hizo modelo, periodista, escritora... un poco de todo mientras buscaba su lugar. Finalmente empezó a construir su vida junto a Rory y descubrió que su vida matrimonial y su profesión le gustaba más de lo que creía, y por esa razón se empezó a plantear dejar la TARDIS en el 7X04, porque según dice ella misma hubo un tiempo (la niñez, la adolescencia y hasta la primera juventud, es decir el 90% de su vida) en que su máxima ilusión era que el doctor la llevara con él pero ahora quería disfrutar de la vida real.

    Su motivación durante la mayor parte de su vida, pues, no estuvo en lo que había a su alrededor, en sus estudios, su novio, su profesión... sino en aquel sueño que llevaba cobijando desde niña y que defendió con uñas y dientes (nunca mejor dicho) sin perder la esperanza. Creo que los disfraces y las múltiples profesiones transmiten (al menos a mí) su deseo de no ser ella (la chica que espera eternamente sin poder hacer nada por cambiar eso), de salirse de la rutina, de actuar (que es lo que no puede hacer, precisamente porque está esperando) No obstante, con el tiempo y tras aprender a ser feliz con ese chico tímido, torpe y cariñoso que en principio le parecía muy poca cosa comparado con el doctor, tras adaptarse a la vida real, una parte de ella seguía siendo un tanto voluble, creo que era marca de la casa. Tras años y años siéndolo, al final acabó formando parte de ella. Aunque repito, no deja de ser mi interpretación.

    2) Yo sí vi su evolución. De ser una chica que vive en su propio mundo, que se cree enamorada del doctor Who, que es incapaz de conectar con lo que hay a su alrededor, de no sabe valorar lo que tiene... pasa a sentirse a gusto con su vida real, a encontrar su camino en la vida y a plantearse dejar de lado el que ha sido su sueño de niñez y adolescencia (viajar con el doctor) para poder dedicarse a lo que ocurre a su alrededor. También pasa de no valorar a Rory a sacrificarse tres veces por él. Creo que si contemplamos la conversación de Amy y el doctor en el 7X04, un capítulo antes de la salida de Amy y Rory, cuando ella le explica las razones por las que quieren dejar la TARDIS, vemos que sí ha evolucionado a lo largo de estas dos temporadas y media. Sobre lo de que no poder tener hijos la ha dejado indiferente... en parte es verdad. Cierto que en el 7X01 llega a romper con Rory por ese tema y la vemos echa polvo y devastada, sintiéndose incluso culpable por no poder cumplir el sueño de Rory de tener varios hijos, no obstante no me gustó la manera como plantearon el dolor de Amy por ese tema, no lo desarrollaron bien.

    ResponderEliminar
  7. (Sigo)

    3) Creo (aunque admito que no estoy segura) que no es un fallo de guión, sino que al sacrificarse el doctor en la pandórica el pasado se reescribe, la grieta temporal de la pared de Amelia nunca ha existido, por lo que sus padres nunca fueron abducidos por ella. Tendría que volver a ver ese capítulo para recordar bien lo que ocurre, pero si mal no recuerdo al despertar en casa de sus padres el día de su boda Amy los abraza, y su madre comenta que ni que hiciera años que no los ve o algo parecido. La versión oficial se supone que es que los padres de Amy fueron abducidos por la grieta de su pared, por lo que la tía de la niña empezó a hacerse cargo de ella, por lo que la Amy adulta no tiene padres cuando empieza a salir en la serie... de todas formas quizás me estoy equivocando. Pero sí recuerdo ese abrazo de Amy y el comentario de su madre, como si realmente hiciera años que la Pond no ve a sus padres pero (como sus recuerdos han sido borrados) no lo recuerda, sólo sabe que se alegra mucho de verlos. Pero como digo, no estoy muy segura.

    4) El doctor la describe en un capítulo como caótica, cabezota y completamente imprevisible... y creo que acierta de lleno. También me parece aventurera, "echá p'alante" y generosa (capaz de sacrificarse por las personas a las que quiere, como Rory -se juega la vida por él tres veces-, y en menor medida también con el doctor -cuando éste ha estado en peligro o en una situación comprometida Amy se ha preocupado por él y se ha negado a moverse de su lado-, el problema es, como dices, que no aparecen amigos ni familiares de Amy recurrentes en la serie, excepto Mels/River, con lo que sus relaciones más importantes tienen lugar en la TARDIS). En mi opinión Amy es una chica valiente y segura de sí misma en apariencia pero bastante más frágil por dentro. Una chica que necesita encontrar su lugar en el mundo y que, paradójicamente, lo encuentra cuando decide empezar a huir de él viajando con el doctor. Su aparente frivolidad e incluso altanería, para mí es una máscara, que esconde a una mujer que, con todos sus defectos, es capaz de enfrentarse a lo que más le asusta y de realizar grandes sacrificios.

    5) Yo esas frases las entiendo como pequeños guiños de ella con el doctor, le tiene mucha confianza y de ahí que le haga bromas que si se las hiciera a otro podrían sonar altaneras. De todas formas yo veo la serie con el doblaje español y aquí no dice nada de que se acuerde de él cuando le baja la regla y tiene un día sensible y en lugar de "niñita adorable" dice "hay una niña pequeña que te espera en su jardín". Supongo que los dobladores españoles "suavizarían" el diálogo, aún así para mí esto son muestras de la falsa seguridad y altanería de Amy de la que hablaba antes. En mi opinión forma parte de la coraza/máscara o como lo quieras llamar que se construyó con los años (de niña no era así, como vimos en el 5X01) pero en el fondo si le tocas a sus seres queridos Amy se rompe por completo y sale la parte de la personalidad que esconde o que, de normal, no suele mostrar. Desde el principio me pareció que Amy aparentaba ser más fría de lo que realmente era. Su imagen, sus gestos, sus actitudes y palabras en ocasiones parecen (sobre todo al principio) los de una chica frívola y superficial, pero no obstante ha habido varios momentos a lo largo de la serie en los que hemos visto que puede llegar a ser bastante sensible y empática. No sé, si me dijeras que Rory es soso te diría que estoy más de acuerdo, aunque también le veo su encanto, pero digamos que es más "pasivo" que Amy. Ella no obstante con su punto libre, aventurero e impetuosa me cuesta verla como sosa.

    ResponderEliminar
  8. (sigo y me callo)

    6) Sí, bueno, es un poco "chica para todo", igual que Rory, ambos aprenden rápido... quizás demasiado rápido, no lo niego. No obstante Amy es bastante resuelta, pero sí, admito que a veces Moffat se pasa un poco.

    En resumen, como te decía, para gustos los colores. A mí de Amy siempre me ha gustado esa dualidad en su carácter, como puede ser voluble, cabezota, descarada, orgullosa, obstinada... a la vez que valiente (y no porque no tenga miedo, de hecho cuando el doctor vuelve a su vida ya de adulta vemos que está bastante asustada), luchadora, emprendedora, fuerte, vulnerable (sí, a la vez) y generosa. Pero ese es mi modo de ver al personaje, claro, que no tiene por qué ser compartido. Amy nunca me ha parecido plana, aunque como personaje tenga sus fallos, pero para eso es un personaje y Doctor Who una serie de televisión, para que cada uno lo interprete como quiera.

    Por cierto, Donna me gustaba mucho, ya que la nombras. Uno de mis personajes favoritos de DW, me gustaba mucho su relación con el doctor, diferente a la que teje este con el resto de acompañantes, pero totalmente auténtica y genuina. Me dio mucha pena su final, aunque podría haber sido peor. Para mí es la mejor compañera del doctor. La que menos me gusta es Rose aunque tampoco me disgusta.

    Saludos

    ResponderEliminar
  9. Comparto totalmente, excepto una cosa, ella si cambia, no es la misma Amy que era beso-grama (¿pueden creer que esa cosa sea de hecho un trabajo de la vida real?) a la Amy que se despide en "Los Ángeles toman Manhattan", el problema llega cuando NO SABEMOS PORQUE COÑO SE HAN DADO ESOS CAMBIOS, y hay cosas que deberían haberla afectado pero le valen madres COMO PERDER A SU HIJA, realmente Steven Moffat sabe hacer muchas cosas, pero en otras la va defecando

    ResponderEliminar
  10. yo no la veo plana ni veo todos esos defectos que enfatizas, e incluso llama mucho mi atención que en mas de una comentario marcas su belleza,
    lo cual la experiencia me a enseñado que es envidia ojo con eso, por lo demás no coincido contigo pero cada cabeza es un mundo saludos

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...